Saltar al contenido

¿Qué tan cierto es que el email marketing ha dejado de ser eficiente?

Si bien no es tan popular como años atrás, la verdad es que el email marketing puede ser altamente eficiente y redituable si sabemos emplearlo y contamos, por supuesto, con una buena estrategia.

En esta ocasión, te hablamos más sobre él; así como los elementos a tener en cuenta para realizar un email marketing exitoso:

¿Qué significa email marketing?

El email marketing es una forma de marketing directo que integra estrategias y tácticas utilizadas para crear y distribuir contenido a través de correos electrónicos con el fin de crear relaciones entre la marca y el cliente, o para enviar información y actualizaciones; así como ofertas y promociones.

Si bien puede ser una herramienta increíblemente poderosa y eficiente; si se conduce incorrectamente, podría tener consecuencias desagradables.

Y es que, además, debemos de contar con la información necesaria y un mínimo de conocimientos para comprender cómo esta técnica puede ser beneficiosa para nuestro negocio.

¿Cómo hacer marketing por correo electrónico y por qué?

Una razón para hacer marketing por correo electrónico es porque es fácilmente medible en términos de ROI (retorno de la inversión); y también relacionado con el ROI, el email marketing garantiza los mejores resultados en términos de conversión de usuarios, en comparación con otros canales de marketing online.

Por otro lado, a los consumidores les gusta recibir boletines de sus marcas favoritas porque son rápidos e inherentes a la comunicación individual y porque proporcionan actualizaciones en tiempo real sobre ofertas especiales de productos y servicios.

marketing

Recursos cruciales para el marketing por correo electrónico

El email marketing tiene ciertas características y actividades específicas. Algunas son adecuadas para un tipo de negocio, otras no, pero estos métodos y técnicas siempre se pueden adaptar a los detalles de cada negocio. Por ejemplo:

Copywriting: necesitas textos que vendan. Que vendan al visitante la suscripción al boletín. Que venden productos y otras acciones que desees que tomen tus suscriptores.

Cebo o gancho: también llamado imán o bonificación. Está representado por un producto electrónico (video curso, pdf, etc.), físico, o por un servicio.

Un boletín informativo: una secuencia de correos electrónicos preferiblemente enviados semanalmente en piloto automático. ¿Por qué semanalmente y no cada 30 días? ¡Porque si les envías demasiados emails, tenderán a ignorarte con mayor frecuencia!

Google Analytics: si no has establecido objetivos y conversiones en Google Analytics, debes hacerlo lo antes posible. Es la mejor forma de monitorizar las conversiones y éxito de tu campaña.

Blogging: para generar tráfico relevante, necesitas crear artículos sobre tu nicho, o al menos un blog relevante con noticias y eventos importantes en su nicho. Mira la técnica aquí.

Campañas de redes sociales: creación de páginas virales, grupos, publicaciones e imágenes. Ten cuidado de dirigir este tráfico a la página de conversión o landing page.

Creación de varias landing pages y diferentes ganchos o cebos: debes tener en cuenta que si no cuentas con un negocio extremadamente específico, tu clientes, usualmente, se van a dividir en varias categorías, tales como: edad, género, ingresos mensuales, grados de estudios, experiencia, intereses, etc. Cuanto más segmentes tu lista, más relevante podrás hacer un email marketing, reduciendo los potenciales costos de forma eficiente. Así mismo, antes de cualquier campaña de marketing, asegúrate de tener totalmente claro cuáles son las características de tu público objetivo.

Un procesador y un sistema de pago: es ideal para tener un sistema de pago y facturación en línea, también se recomienda ofrecer servicios o productos con pagos recurrentes.

Sistema de captación / base de datos: Sin duda, el punto clave, con ello, podrás obtener información relevante sobre tu público, como su correo electrónico, nombre, sexo, etc. Y así, podrás llevar a cabo mejores estrategias en el futuro.

¿Entonces, el email marketing es rentable?

La respuesta es: puede serlo, siempre y cuando implementemos una estrategia inteligente y sepamos interactuar con nuestro público, con el fin de transformarlos en nuestros clientes.