Saltar al contenido

Preguntas frecuentes de emprendedores principiantes en el mercado

Conoce sus respuestas si también te las has hecho

Es normal que en la primera parte a la hora de iniciar un emprendimiento surjan un montón de preguntas, en especial si no conocemos el mercado. Si a esto le sumamos el posible temor del emprendedor o el agobio por su inexperiencia, entonces podemos plantear un panorama peligroso que nos aleje de nuestros sueños. Sin embargo, para que esto no te ocurra, hemos decidido resolver en esta ocasión las preguntas más frecuentes de los emprendedores principiantes.

Nadie dijo que emprender sería una tarea sencilla, de hecho, es un proceso complejo en el que cada emprendedor lo vive de manera distinta, pero aún así es posible identificar una serie de características y condiciones que les permiten avanzar con fuerza en el mercado, tomar riesgos y no desistir de su sueño.

Preguntas que todo emprendedor se hace antes de empezar

Como tú, también me hice muchas de las preguntas que verás a continuación. Verás que no es tan extraño como parece, sino que de hecho, se presentan de manera frecuente. Veamos cuáles son y cómo podemos empezar a resolverlas:

¿Qué es lo primero que necesito para emprender?

Si quieres lanzar un negocio al mercado, lo primero que debes tener en cuenta es que debes definir desde este primer momento la oportunidad que encuentras para abrir tu negocio, es decir, la necesidad que vas a resolver con tu producto y/o servicio.

Esta información irá desglosada en un plan de negocios en el que colocaremos todos los departamentos de nuestro negocio, el público al que irá enfocado, las estrategias, productos, servicios, etc. Es clave tener esta información definida, además de que debe contrastar con las necesidades del mercado, pues de lo contrario no contaremos con rentabilidad.

¿Cómo lanzo una buena estrategia al mercado?

Seguramente en muchas fuentes de información, las estrategias son uno de los temas más sonados en recomendaciones a los emprendedores, razón por la que lanzar una buena estrategia, que de verdad funcione, suele ser una de las preocupaciones más importantes de quienes se lanzan al emprendimiento.

Ahora bien, para lanzar una buena estrategia es de suma importancia que planeemos en función de un estudio del mercado actual que nos permita conocerlo a profundidad. Esto es, conocer los competidores, identificar sus estrategias, las preferencias de los clientes potenciales, sus hábitos de compra, entre otros. También se recomienda que en esta estrategia se planee un presupuesto y también una proyección de costos.

¿Mi producto es lo suficientemente bueno?

Es otra de las preguntas más comunes en el mundo del emprendimiento, dado que muchos emprendedores creen que la clave del éxito reside únicamente en este aspecto y aquí se deben tener en cuenta varias cosas, entre ellas, que no es tan eficiente un producto por más perfeccionado que esté, si no cuenta con un público objetivo al que pueda enfocarse.

Aunque si bien responder esta pregunta implica revisar en profundidad lo que estamos ofreciendo en el mercado, es necesario considerar que para desarrollar un producto que lancemos al mercado debemos aplicar la creatividad y la innovación. En este sentido, presentar un producto novedoso que llame la atención del público pero que también resulte eficiente a su necesidad, será la mejor fórmula.

¿Puedo encargarme de todo si no tengo mucho capital?

Sobre todo en la etapa inicial, es normal que los emprendedores quieran ahorrar costos, en especial cuando tienen un capital reducido o muy estricto del que no pueden pasarse, lo que en muchos casos implica que se hagan cargo de varias de sus actividades, como lo son las ventas, el marketing, el servicio de atención al cliente, las finanzas, etc.

Si bien hemos mencionado repetidamente la importancia de que cada emprendedor conozca de manera general el funcionamiento de su negocio y en ello, los departamentos que se ocupan de cada fase del proceso, sí debemos considerar que delegar actividades, en especial de actividades que requieren una mirada profesional, es una necesidad. Podemos estar al tanto de todo, sin embargo, una figura experta es siempre un factor preferible.

¿Es mejor empezar con un negocio físico o con un negocio digital?

En realidad ambas modalidades pueden resultar altamente rentables. Aquí la pregunta encuentra su respuesta en el modelo de negocio que has planteado para tu emprendimiento. Por ejemplo, en el caso de los servicios, como los dedicados al sector de la belleza y el bienestar, implican un funcionamiento físico que se puede apoyar con presencia digital.

En el caso contrario, de tener un producto que pueda venderse en línea, entonces funcionará muy bien una plataforma de ecommerce que nos permita llegar a otros clientes. Ten en cuenta que la clave es que tu emprendimiento vaya en función del modelo de negocio, en esta línea encontrarás los canales adecuados.

¿Cómo encontrar un buen socio?

Muchos emprendedores optan por emprender de la mano de socios, ya sea porque pueden dividirse campos de funcionamiento, departamentos o tareas, por reunir el capital necesario, porque son expertos, etc. Sin embargo, elegirlo de manera precipitada y sin tener en cuenta que es una persona que debe aportar a tu negocio, puede llevarte a cometer un grave error.

Para seleccionar un socio para tu negocio, no tengas en cuenta un único aspecto como si es familiar, amigo o cercano, en especial si esta es la razón por la que lo harás tu socio. Aquí se debe considerar otra serie de elementos, como por ejemplo sus habilidades, campos de conocimiento, experiencia, entre otros datos que complementarán muy bien la actividad y aportarán valor a tu negocio, además, será parte de tu equipo de trabajo.

¿Cómo sé si debo contratar personal para mi negocio?

Sin duda, una de las ventajas más importantes del comercio electrónico se conecta con la posibilidad de ahorrar costos, debido a que no es necesario contar con un gran equipo de trabajo o personal para desarrollar las distintas actividades, dado que muchas de ellas o bien pasan a funcionar a través de sistemas o plataformas adicionales, o bien se delegan con la contratación de servicios.

Sin embargo, independientemente de esto, y que también puedes considerar si pasas tu negocio a un modelo tradicional, es posible que requieras personal en casos en los que necesites personal para servicio de atención al cliente, operación de la plataforma, toma de pedidos, embalaje de los productos, gestión de marketing, contabilidad y finanzas, etc. Revisa muy bien el rendimiento de tu negocio antes de contratar y verifica si estás en la posición de pagarlo.

¿Cuál es el mayor reto para el emprendedor en el ecommerce?

Aunque si bien son varios los retos que debe enfrentar un emprendedor en cualquiera que sea su campo de trabajo o la modalidad de su negocio, en particular en el ecommerce tenemos que debe dominar el funcionamiento de las plataformas de ecommerce, dado que esto lo dotará de herramientas, funciones, estrategias e ideas para mejorar constantemente la suya.

Por otro lado, otro reto importante y que ya adelantamos hace un momento, tiene que ver con el producto, el cual debe contener un diferenciador o un aspecto que lo distinga de los demás que se ofrecen en el mercado. Para ello es clave que ataque una necesidad del mercado, es decir, que cuente con demanda, dado que de esto dependerá su rendimiento.

Si quieres conocer más del comercio electrónico no olvides visitar la sección especial que tenemos disponible, Ecommerce, donde encontrarás mucha más información que seguro será de gran utilidad para tu en esta parte del camino e incluso si ya iniciaste, pues hay consejos, recomendaciones y contenido que te servirá en cualquier parte del proceso.