Saltar al contenido

Requisitos para hacer Negocios en Japón – Contratos y Financiación

¿Cuales son los requisitos para hacer negocios en Japón?

El primer paso para emprender un negocio en Japón, etapa obligatoria exigida por el país oriental es tener un sello de la empresa, este puede ser elaborado a máquina o a mano dependiendo sea el gusto del empresario.

Este requisito está contemplado en el artículo 20 de la ley de registro de comercio japonés, los montos para estos son de 10.000 JPY para el sello a máquina y de 20.000 JPY para el sello realizado a mano, el tracto de tiempo invertido para este paso es de aproximadamente 3 días hábiles.

Conoce cuales son los negocios más rentables en Japón

Sobre negocios rentables en Japón

Luego, una vez obtenido el sello de la empresa con la autoridad competente, se debe registrar el sello mismo y solicitar el certificado de registro, luego, una vez obtenido  debe ser presentado en las oficinas de asuntos jurídicos del ministerio de justicia, acompañado de la inscripción, este paso requiere montos tributarios valorados en 400 JPY, para obtener el certificado de registro, este paso puede tardar aproximadamente un día dependiendo de la oficina.

Para realizar el trámite completo ante la oficina de asuntos jurídicos del ministerio de justicia, el empresario debe entregar un formulario previamente escrito, adjuntando los recaudos pedidos por el ente, entre los cuales se encuentra el certificado de registro del sello de la empresa y varios artículos anexos al documento. 

Este trámite debe llevarse a cabo en la oficina de asuntos legales o cualesquiera de sus sedes ubicados en diferentes ciudades del país. Entregados los documentos, la empresa califica para recibir un certificado de registro empresarial, se puede pedir ayuda de un judicial para completar estos recaudos de forma correcta, para no llegar a tener problemas con la autoridad competente.

Igualmente, los trámites pueden hacerse vía internet, en la plataforma oficial del país, para realizar el mismo en línea, el empresario debe obtener una firma electrónica o en su defecto un certificado digital que puede venir en dos presentaciones, como archivo de datos o como tarjeta IC. El usuario debe adquirir un lector de tarjetas IC, cuyo proceso puede durar alrededor de 3 semanas contando días hábiles.

Una vez hechos estos trámites, el empresario deberá presentar una notificación de constitución de la empresa, además de aperturar una oficina dedicada a la nómina, luego, deberá solicitar la aprobación de las declaraciones de impuesto ante la oficina de impuestos del designado distrito.

De igual manera, el empresario debe entregar la notificación de constitución de la empresa en un plazo de máximo 2 meses a la fecha de la incorporación de la misma, a diferencia de la notificación de apertura de la oficina de nómina que debe ser entregada máximo un mes después de la constitución de la misma.

La solicitud de aprobación de declaración de impuestos, deberá ser presentada en un máximo de 3 meses luego de constituida la empresa, también este recaudo puede ser entregado un día antes del cierre de año fiscal, dependiendo de la preferencia del empresario, este paso puede tardar alrededor de un día hábil y no deberá tener recaudo alguno.

Una vez realizado este paso, se deberá hacer la presentación de la notificación de ejercicio de una actividad económica ante la oficina de impuestos del gobierno municipal, y el plazo  para entregar este recaudo dependerá de donde esté ubicada la empresa. 

Si se encuentra dentro de uno de los 23 distritos de Tokio deberá ser entregada la notificación en máximo 15 días siguientes a la constitución de la empresa. De lo contrario, si se encuentra fuera de Tokio el plazo puede cambiar a máximo 1 mes, por lo que, se deberá estar bien informado de los  tiempos permitidos de acuerdo a la jurisdicción a la que esté sujeta la dirección de la plataforma física de la empresa.

Cumplido este recaudo se deberá tramitar la presentación de las notificaciones de seguros para el trabajo y las normas de tipo laboral necesarias ante la oficina de inspección de normas laborales, todo esto en aras de que el trabajador goce automáticamente de un seguro apenas sea contratado, requisito obligatorio para poder poner a funcionar la empresa.

Una vez seleccionado el personal la empresa debe presentar varios documentos, como lo es, la notificación de solicitud de seguro laboral, trámite que se debe presentar en un máximo de 10 días, una vez empiece la cobertura del seguro, notificación de las cotizaciones del seguro en un plazo de máximo 15 días siguientes a gozar de la cobertura del mismo. 

Si se contrata a más de 10 empleados, la empresa deberá entregar un reglamento de empleo y un acuerdo sobre los días extras de trabajo y días feriados,  este último recaudo, se cumple en caso de que la empresa tenga previsto contratar personal durante horas extras o días feriados.

Luego, la empresa deberá entregar las solicitudes de seguro de salud y la pensión asistencial, ante la oficina de pensiones del estado, estos trámites deberán ser entregados 5 días hábiles a empezar a gozar la cobertura del seguro, la figura de los documentos a entregar es, la notificación de adquisición de la condición de asegurado, acompañado de los detalles en cuanto los seguros de salud y la jubilación para los empleados antiguos.

Por último, la empresa deberá entregar la aplicación de la empresa para el seguro de empleo, en la oficina de seguridad pública para el empleo, este documento debe ser entregado ante la oficina de seguridad pública de empleo dentro de los 10 días siguientes al personal ser contratado por la empresa, de manera que cuando un nuevo empleado es contratado, automáticamente este gozará de un seguro facilitado por la empresa contratante. 

Bajo esta situación, la empresa deberá entregar una notificación de adquisición de la condición de asegurado bajo el seguro de empleo, ante la oficina de seguridad pública de empleo en un tracto máximo de 10 días siguientes a la contratación del trabajador. 

De esta manera el empleado gozará de todos los beneficios establecidos en la ley del trabajo, normalizando toda el funcionamiento de la empresa ante la ley japonesa y evitando conflictos con la autoridad competente. La empresa siempre puede valerse de la contratación de un letrado especialista para llevar a cabo toda esta gestión que puede llegar a ser tedioso para el empresario.

Requisitos para hacer Negocios en Japón

¿Cómo se accede a la financiación en Japón?

Aunque, históricamente, el Japón ha tenido bajos niveles de IED, los bancos del país están fomentando activamente la inversión extranjera en el país ofreciendo un mejor acceso a la financiación. En esta sección se detallarán los medios por los que las empresas europeas pueden acceder a préstamos y subsidios para facilitar su entrada en el mercado japonés.

Los prestamistas japoneses se han convertido en una parte importante del mercado de préstamos de Asia,  interviniendo para compensar la reducción de los préstamos de los bancos europeos. Este hecho es mas evidente en el mercado de financiación de proyectos, donde los bancos franceses en particular han sido durante mucho tiempo actores importantes.

La Corporación Financiera Japonesa, concede préstamos a millones de empresas, por saldos medios de millones de yenes, la mayoría de los cuales son préstamos pequeños. Aproximadamente el 90% de los prestatarios tienen nueve o menos empleados, y aproximadamente la mitad de ellos son propietarios únicos. Resaltando el hecho de que, más del 80% de los préstamos no están garantizados.

Cuando se considera la compra de cualquier tipo de bienes raíces, ya sea la propia casa personal o una inversión, uno de los principales puntos a considerar es la forma de financiar realmente esta compra. Normalmente en Japón hay varios bancos que están listos y dispuestos a prestar dinero. Sin embargo, cuando los inversores empiezan a buscar propiedades en el extranjero, las opciones de financiación disminuyen enormemente o dejan de existir por completo.

El beneficio para los inversionistas que buscan comprar bienes raíces en Japón es el hecho de que cualquiera puede comprar y ser dueño de bienes raíces, sin importar la ciudadanía o nacionalidad, y debido a los Juegos Olímpicos de Tokio 2020, muchos bancos extranjeros han comenzado a mostrar interés en el país, y han comenzado a prestar para la compra de propiedades.

¿Cuáles son los tipos de contrato que se manejan en Japón?

En Japón no existe una ley que regule los contratos de trabajo, básicamente todo modelo de contrato está estipulado en la ley de trabajo japonés o ley de normas laborales establecida en el mismo.

Los contratos también se rigen por los llamados reglamentos de empresas y reglamentos internos del trabajador que, se crean a través de la relación laboral que tiene la empresa con el sindicato de trabajadores regulados y debidamente registrados junto con la normativa interna de la empresa.

Cuando la empresa contrata más de 10 empleados debe registrar de forma obligatoria un reglamento interno que le permita regular la relación laboral con los trabajadores.  Además en la ley de normas laborales se establece en  capítulo 2 a partir del artículo 13 hasta el 23, todos los parámetros que debe cumplir la empresa para establecer un contrato de servicio.

El contrato debe cumplir todo parámetro establecido en la ley, de lo contrario carece totalmente de validez frente a la autoridad competente, los tipos de contrato que se pueden ver en el Japón están definidos como, contrato de trabajo o de empleo propiamente dicho, de empleado fijo o permanente, contrato por tiempo definido y contrato por tiempo indefinido.

Un contrato de trabajo no tiene que ser necesariamente de tiempo determinado, únicamente cuando el patrono desea que tenga un tiempo determinado se establece en el contrato, en el artículo 14 de la ley laboral establece que un contrato no necesariamente tiene que tener un tiempo determinado de servicio.

En caso de que el patrono quiera emplear de forma temporal un recurso humano, solo podrá hacer esta maniobra durante un periodo máximo de 3 años, transcurrido este tiempo el empresario deberá de forma obligatoria adjuntar al empleado en la figura de trabajo permanente, el contrato puede ser de meses renovables, conteniendo el tiempo determinado que el patrono establezca.

En caso de que la figura de contrato temporal sea para personas mayores de 60 años o profesionales específicos como abogados o ingenieros, el contrato de tipo temporal se podrá utilizar hasta un máximo de 5 años, luego se deberá tomar la decisión de  anexar este recurso profesional como nomina fija.

La figura de la circular 358 dicta detalles de los profesionales que pueden ser empleados bajo esta figura, a su vez estipula que el salario mínimo que el recurso profesional puede recibir debe ser mayor de 10.075.000 yenes.

El empleador puede poner el modelo de contrato renovable por el periodo de 1 año, si el trabajador continúa de forma automática, se podrá considerar nómina fija de servicio, además durante un contrato definido no se puede despedir al empleado ni el mismo podrá renunciar, salvo casos de fuerza mayor.

Se pueden definir distintos tipos de contrato, pero finalmente siempre será el mismo modelo con sutiles variantes de lo establecido en el artículo 14. Igualmente, un contrato debe contener de forma obligatoria, el salario a pagar al empleado, el horario de trabajo, los días de descanso y licencias, el lugar donde se va a desempeñar la actividad laboral y el tipo de tarea que el empleado va a ejecutar el periodo de vigencia del contrato, que debe establecer un tiempo determinado y de preaviso en caso de despido o renuncia del empleo.