Saltar al contenido

Despacho de abogados solo o con sociedad – Características y Consejos

Emprender en solitario o con sociedad

Una de las decisiones más importantes en el momento de querer abrir un despacho de abogados es determinar si vamos a emprender solos o en sociedad. Esto depende particularmente de nuestra capacidad para no sólo ser nuestro propio jefe, sino también otras áreas que debemos tener en cuenta como el pago de facturas, lo cual podría ser mucho trabajo para una sola persona que además, debe ejercer su labor como abogado.

Excelentes negocios sobre servicios aquí

Sin embargo, si te sientes en la capacidad de hacerlo, con fortaleza mental y energía, entonces puedes abrir un despacho por tu propia cuenta.

En este negocio existen dos aspectos que son de gran importancia y que se deben considerar con detenimiento, como son el perfil del  cliente y la estimación de las ventas.

 

Los clientes potenciales de la empresa son los  clientes particulares, que se ponen en contacto con la empresa para solicitar servicios relacionados, principalmente, con reclamaciones, comunicaciones a su empresa, solicitud de prestaciones frente a la Seguridad Social, INEM y FOGASA.

 

También se tienen los clientes con solicitudes relacionadas con urbanismo, pequeña y  mediana empresa ya en funcionamiento. Igualmente se tienen los clientes que solicitan los servicios de asesoramiento laboral, medioambiente, urbanismo, mediación y arbitraje, asistencia jurídica, asesoramiento en ampliaciones de capital y fusiones, asistencia jurídica en el concurso de acreedores y en la disolución y liquidación de la sociedad, entre otros perfiles.

Veamos cómo empezar:

Documentación del negocio

Primero es necesario registrar nuestro negocio ante la entidad de nuestra ciudad para ello. Busca un nombre claro y elegante que dé a conocer la actividad que realizas fácilmente. Los nombres de los emprendedores como nombres de negocio ya no se usan, así que busca uno mucho más innovador y fresco. Recuerda elegir tu nombre de acuerdo a la especialidad que vas a ofrecer.

despacho de abogados

Manejo de las finanzas

 

Antes de empezar es necesario evaluar e identificar hacia qué sectores estarán destinadas las finanzas de nuestro negocio, pues una de las claves para que nuestro negocio alcance la rentabilidad que buscamos es la buena administración. Por ello, ten en cuenta lo siguiente:

-Crea cuentas bancarias aparte, una cuenta para los gastos y otra para los ingresos

-Lleva registros del dinero que ingresa y el dinero que sale

-Verifica tus estados de cuenta y condiciones regularmente

Contacta asesores

Para poder encargarnos de todo lo necesario con nuestro negocio, recomendamos ponerte en contacto con un contador que te asesore sobre cómo llevar tus finanzas y así, la carga se haga mucho menos pesada. Esta persona puede asesorarte continuamente o bien hacerse cargo de tus cuentas mientras te dedicas a otros campos.

Ofrecer el servicio a domicilio y con local

Es una buena técnica empezar nuestro negocio con una oficina o despacho desde donde podamos recibir a nuestros clientes. Podemos ubicarnos en zonas como juzgados, oficinas, empresas, etc. No obstante, no es la única forma, pues también podemos ofrecer el servicio a domicilio, acercándonos a nuestros clientes directamente en dónde lo requieran. La instalación de una oficina implica la compra de materiales como artículos de oficina, muebles, decoración y publicidad.

Promoción del negocio

Nuestros clientes potenciales van a depender de la especialidad a la que nos enfoquemos y en este sentido podemos poner en práctica varias estrategias de promoción y publicidad que llamen a los clientes, entre ellos están:

Blog: Sitio donde publiques contenido relacionado a tu actividad, experiencia, información y procedimientos que se realizan para atraer a los clientes potenciales. Constrúyelo de tal forma que tanto profesionales como personas generales del sector puedan comprender cada uno de tus textos.

Sitio web y redes sociales: En estas plataformas puedes crear sitios propios que te permitan dar a conocer los servicios que ofreces a tus clientes, las especialidades que manejas y en general lo que haces. Recuerda añadir datos de contacto como: teléfonos y dirección de correo electrónico.

Publicidad tradicional: En zonas específicas relacionadas con la actividad, profesionales del sector y clientes potenciales, puedes fijarte a la hora de repartir volantes, avisos y tarjetas de presentación profesionales que te den a conocer y que puedan mirar cada vez que necesiten un servicio relacionado con lo que ofreces.

Dificultades que pueden aparecer: En principio, la llegada de clientes a un despacho de abogados puede tardar un poco si tenemos en cuenta que nuestro público objetivo no estará a la vuelta de la esquina. Por lo que es necesario buscar alternativas y formas de crear alianzas con otros abogados del sector que se enfoquen en otras especialidades para recomendarnos, así como estar presentes en conferencias y eventos, promoción y publicidad continuada de nuestro negocio.

Recomendación final: Mantén claro desde el principio el tipo de servicio de abogacía que ofreces para que de esta manera, de acuerdo a tus especialidades, logres captar el tipo de clientes que buscas y así, tu crecimiento no se pause. La presencia web es una estrategia clave en la actualidad, por lo que debes permanecer constante en ella.

Ventajas de tener Despacho de abogados solo o con sociedad

Algunas ventajas de este negocio es la  tendencia a colaborar con otras entidades, organizaciones, el dinamismo de este sector debido al cambio continuo de la legislación aplicable a los casos concretos, la ventaja de poder llevar bases de datos jurídicas actualizadas, poder suplir necesidades insatisfechas, la diversificación del mercado con la que se pueden ampliar las ofertas a los clientes, así como la amplia tipología de los mismos. 

Casos de éxito de este negocio

La empresa  Reparatudeuda, es una empresa de éxito, constituida de una  Red jurídica de España, se relaciona con la aplicación de la ley de la segunda oportunidad, la cual establece el derecho del deudor como persona natural, empresario y consumidor, de solicitar la condonación de  deudas contraídas con las entidades bancarias, de crédito y con terceros.

 

Siguiendo una serie de condiciones específicas luego de que se haya buscado llegar a un convenio de pago voluntario con los acreedores y sin haber actuado de mala fe. Por lo que, esta franquicia está dirigida a los emprendedores y profesionales que les interese el tipo de negocio legal de las mediaciones.

 

Otra empresa de éxito es Infinance, que es una  empresa que se especializa en servicios financieros, bajo los principios de una alta calidad en la atención al cliente, buscando  siempre satisfacer sus necesidades y demandas, en lo que se relaciona con la intermediación financiera. Buscando las mejores opciones de financiamiento del mercado, para ofrecer diferentes posibilidades acuerdo al perfil del cliente, con una asesoría y tramitación de créditos de alta calidad y confiabilidad.