Saltar al contenido

Negocio de pastelería – Guía de inicio, Funciones y Consejos

Iniciar un negocio de pasteleria

Montar una pastelería puede convertirse en un negocio muy rentable si es que sigues estos sencillos consejos que seguramente… te deleitarán. Si eres un amante de la cocina, entonces esta es una de las opciones más rentables para abrir un negocio en este sector y ganar dinero. 

¿Por qué puede ser rentable una pastelería? Por la sencilla razón de que ofrece lo que a todas las personas les fascina y que pocas saben hacer; sin contar las que no tienen tiempo para elaborar estas exquisiteces. Es por ello que su movimiento es tan alto en el mercado. 

Veamos todo lo que necesitas saber para iniciar

Mira aquí todos los negocios rentables de alimentación y bebidas 

Paso a paso de un negocio de pastelería

Una vez tengas en claro el tipo de productos que ofrecerá tu pastelería inicialmente, los equipos, materiales y personal, es momento de consolidar tu negocio. Empieza por fijar un nombre con el que te lanzarás al mercado. Procura que este sea un nombre ingenioso, corto y que pueda quedarse fácilmente en la memoria de tus clientes. 

La decoración del local es un aspecto sumamente importante, pues será la primera imagen que tendrán tus clientes y por ello debe ser un lugar agradable y lindo que invite a ingresar. La limpieza debe reinar en tu negocio en cada espacio. Así mismo, no olvides publicar ofertas, fotografías de tus productos en el local y, si es posible, crear uniformes para quienes estén a cargo del local. 

Ahora bien, para promocionar tu negocio, tienes varios canales disponibles tanto en la publicidad física, como la publicidad digital u online. En la primera, necesitarás imprimir volantes con el nombre de tu negocio para reparte días previos al lanzamiento, colocar en negocios cercanos y repartir a los peatones, así como panfletos que estén cerca tu local, contactar con medios publicitarios locales. Y de otro costado, puedes promocionar tu negocio con un sitio web desde donde los clientes realicen sus pedidos, publica fotos de tus productos, no olvides participar en foros locales o grupos en redes sociales de la ciudad. 

negocio de pasteles

Funcionamiento de una pastelería

Este negocio se dedica a elaborar tartas, postres y dulces, desde los más sencillos como una tarta de manzana, hasta los más complejos, como hacer trufas de chocolate blanco al limoncello.

Una pastelería puede dedicarse a la producción industrial y artesanal. La primera sacrifica calidad por cantidad, ya que produce en cadena para vender al por mayor; mientras que la segunda ofrece una calidad mucho mayor, tanto debido al uso de ingredientes naturales y frescos, como por una elaboración más detallada.

¿A quién va destinado este negocio? Los clientes

Si bien existe una clientela clásica, también hay otra clientela que puede estar presente en tu negocio. La clientela clásica está comprendida por personas de paso, que simplemente pasan por tu pastelería y “se topan” con las exquisiteces que preparas y no resisten la tentación de entrar. Lo creas o no, estos clientes pueden transformarse en habituales si es que lo que prueban es único.

Por otro lado están otras personas generales pero más lejanas, los organizadores de eventos; profesionales que se encargan de organizar un eventos y necesitan una pastelería que les provea pasteles y postres para la ocasión. Y finalmente encontramos negocios como restaurantes y bares que requieran tus productos como opción de postres. 

Requisitos de un negocio de pastelería

Todo en regla: si las autoridades son estrictas con los negocios en general, lo son aún más con las pastelerías. ¿Por qué? Porque no sólo estamos trabajando con el gusto de la gente, sino que también con su salud. De modo que todo debe estar en regla en lo que respecta a la limpieza y a las normas de seguridad cuando decides montar una pastelería, tanto para la conservación de los alimentos como para la seguridad del personal.

En cuanto a las personas que trabajan en tu pastelería, deben ser idóneos en el área. Asegúrate de que tengan formación profesional y que manejen términos y técnicas de cocina y pastelería. 

Un consejo muy útil es que, durante la entrevista, hagas preguntas  como “¿Cómo harías para que un cremage no se desparrame durante la cocción?” o “¿Cuál es para ti la mejor técnica para elaborar un Cheesecake para que no le queden grumos?” Como habrás visto, estas preguntas contienen términos técnicos e información de técnicas de cocción y armado que todo buen pastelero debe dominar.

Consejos clave para abrir una pastelería

Iniciar un negocio desde cero no debe ser un proceso que se tome a la ligera y se empiece con afán. Todo lo contrario, la calma, la reflexión y la planeación deben estar presentes en todas las etapas del emprendimiento. Te recomendamos tomarte el tiempo necesario para evaluar cada uno de los aspectos del negocio, desde la búsqueda del local de instalación, hasta los productos que incluirás en tu catálogo, el personal, los colores de la decoración, etc. 

En negocios como este, la atención al cliente puede determinar gran parte de la primera imagen de tus clientes e incluso enamorar o alejar a tu público. Por ello una de tus prioridades debe ser brindar un servicio de atención amable, respetuoso y eficiente, que haga sentir bien a los clientes. 

En el curso de la actividad irás encontrando más y más oportunidades para crear alianzas comerciales y demás, pero todo ello debe estar sujeto a una planeación y evaluación que te permita identificar si es conveniente y en qué medida. 

Puntos débiles: poder contar con el retorno de inversión es un proceso que requiere tiempo, por ello te recomendamos tener mucha paciencia para iniciar un negocio como este, donde la inversión es alta en función de sus necesidades. 

Es un campo que requiere conocimiento y experiencia para lanzarse, pues de ninguna manera un emprendedor que no haya preparado nunca un postre podría abrir una pastelería, aún si planea contratar un profesional, pues cualquier emprendedor debe conocer el funcionamiento de su negocio y las tareas que allí se realizan para orientar a sus empleados. 

Puntos a favor: las pastelerías, en particular, son un tipo de negocio que tiene muchos canales de venta disponibles, dado que, como vimos, no solo puede vender a clientes particulares, sino a otros negocios, eventos, organizaciones y demás. Esta idea de negocio ofrece un campo abierto de oportunidades para el emprendedor, donde la clave será la calidad de su producto y la creatividad que le imprima. 

Casos de éxito

Para dar cuenta de la rentabilidad de negocios como estos, tenemos a continuación una serie de restaurantes y negocios de alimentos que han logrado consolidar su propia red de franquicias, ampliando las dimensiones de sus proyectos, los cuales iniciaron con mucha pasión, compromiso y disciplina. 

Como ellos, tu negocio tiene el mismo potencial para alcanzar el éxito que propones. 

¿Qué esperas para iniciar?