¿Cómo calcular la Rentabilidad de un negocio?

Calcular la Rentabilidad de un Negocio

Para las empresas en cada etapa de desarrollo, medir con precisión la rentabilidad es crucial para la creación de prácticas de negocios efectivas y gestión de las finanzas. Existen numerosas métricas utilizadas por empresas, contadores y analistas financieros para medir la rentabilidad en diferentes contextos. El ingreso neto es la más conocida de estas métricas. Desde los principiantes hasta los más expertos, cada empresa debe mantener una estrecha vigilancia en la línea de fondo.

Por ello, el ingreso neto refleja la cantidad de ingresos que queda como beneficio tras contabilizar todos los gastos, deuda, flujos de ingresos e impuestos. Sin embargo, mientras que el ingreso neto da una vista panorámica de la rentabilidad, a veces lo álgido está en los detalles. Para los principiantes especialmente, el cálculo de la rentabilidad a diferentes niveles es la mejor manera de asegurar prácticas financieras óptimas en cada etapa, allanando el camino para el crecimiento futuro.

Palabras clave: calcular la rentabilidad de un negocio

En el nivel más básico, los emprendedores iniciales deben evaluar la rentabilidad sobre una base de elemento por elemento. Los productos y cantidades que una empresa produce en gran medida determinan sus ingresos. Puesto que, sin ingresos, no puede haber ningún beneficio. Algunas formas de hacer este cálculo son:

El ingreso marginal

Que es la cantidad de aumento de ingresos generado por cada artículo adicional producido.  Por ello, mantener sano el ingreso marginal es crucial para asegurar las operaciones principales de una empresa y no drenar sus finanzas innecesariamente.

Si el ingreso marginal no iguala o excede el costo marginal, existe poco beneficio obtenido al aumentar la salida.  Por ello, la vigilancia del ingreso marginal ayuda a las empresas de todos los tamaños a garantizar niveles óptimos de producción.

-El beneficio bruto

Hay mucho más en un negocio que sólo sumar las cifras de ventas. Producir bienes y servicios cuesta dinero. El beneficio bruto es una medida de rentabilidad que representa el costo de la creación de productos para la venta y se calcula restando el costo de las mercancías vendidas o dentadas, de los ingresos totales.

-El Costo de las ventas

El Costo de las  ventas incluye todos los gastos directamente relacionados con la producción de las mercancías para la venta, tales como el costo de materias primas, mano de obra para crear o ensamblar productos, envío y los costos de flete. Si un producto genera una enorme cantidad de ingresos, pero cuesta casi tanto  producirlo, hay pocos beneficios de sobra para invertir en el futuro crecimiento. Por lo tanto, si se comienza con prácticas de producción ineficientes se puede encontrar rápidamente en desventajas.

-Las Ganancias Operativas

En el siguiente nivel, es importante asegurarse que las operaciones cotidianas no son un drenaje innecesario sobre los flujos de efectivo. Por lo tanto, las ganancias operativas miden la cantidad de ganancia que permanece después de descontar los gastos operacionales, tales como alquiler, utilidades, salarios y seguro además de los costos de las ventas de los productos (COGS). Esta medida informa a los empresarios sobre el grado en que sus beneficios potenciales pueden ser consumidos. Si hay un rango grande entre el beneficio bruto y el beneficio operativo, puede ser un indicativo de sobrecarga de gastos. De allí que la empresas puede utilizar esta medida para informar las decisiones sobre la ubicación de la propiedad,  horarios y cambios de personal.